XXXIX Congreso de la semFYC - Málaga

del 9 al 11 de mayo de 2019

Comunicaciones: Casos clínicos

Antibioticoterapia para úlceras en pacientes diagnosticados de miastenia gravis (Póster)

Ámbito del caso

Atención Primaria

Motivos de consulta

Úlceras en MMII

Historia clínica

Enfoque individual

Antecedentes Personales. No alergias medicamentosas conocidas. No factores de riesgo cardiovascular ni hábitos tóxicos. Miastenia Gravis generalizada seropositiva grado IIB. Asma bronquial,  bronquiectasias, TBC latente. Tratamiento: Prednisona 30mg/24h, Micofenolato 1000mg/12h, Piridostigmina 60mg/8h, Isoniacida 300mg/24h, Formoterol/Budesoniza 160/4.5mcg.

Anamnesis: Varón de 77 años que acude a consulta de su Médico de Familia por presentar úlceras en miembros inferiores de 3 semanas de evolución, afebril y con dolor que dificulta el descanso. Ha tomado pauta de Amoxicilina-Ac.Clavulanico 875/125mg/8h y Clindamicina 300mg/6h vía oral, y posteriormente Tobramicina 100mg/24h intramuscular y Ceftidoreno 200mg/12h durante 2 semanas, sin objetivar mejoría.

Exploración Física: Úlceras con exudado abundante y fondo fibrótico que engloba la circunferencia de ambos miembros inferiores, con importante edema bilateral.

Pruebas Complementarias. Exudado úlcera: Pseudomona Aeruginosa sensible a quinolonas, ceftazidima e Imipenem. Shaphylococcus aureus resistente a meticilina (SARM) sensible a TMP-SMX, Enterococo cloaquae sensible a TMP-SMX

Enfoque familiar y comunitario

Vive con su mujer. Etapa V (Final de la Contracción). Jubilado. No deterioro cognitivo. Red social con adecuado apoyo emocional. 

Juicio clínico, diagnóstico diferencial, identificación de problemas

Juicio clínico. Úlceras venosas en MMII.

Diagnóstico diferencial. Úlceras arteriales, pie diabético, celulitis

Identificación de problemas. En pacientes con Miastenia Gravis está contraidicado el uso de Quinolonas.

Tratamiento y planes de actuación

Tras revisar cultivo y antibiograma de la lesión, y teniendo en cuenta las contraindicaciones de determinados fármacos en pacientes con Miastenia Gravis, como las Quinolonas, se decide pautar TMP-SMX 160/800mg/12h y curas con fomentos con gasas impregnadas con ácido acético al 3%.

Evolución

Acude de manera regular a la consulta presentando progresivamente disminución de edemas y adecuada evolución de las lesiones, permitiendo una correcta marcha y la realización de su vida habitual.

Conclusiones (y aplicabilidad para la Medicina de Familia)

En los pacientes diagnosticados de Miastenia Gravis, es importante reevaluar las indicaciones farmacológicas ya que determinados grupos como las quinolonas están contraindicadas y pueden empeorar la patología de base. La valoración clínica de los pacientes desde el punto de vista del especialista en Medicina de Familia y Comunitaria, nos ayuda a la hora del manejo correcto de patologías intercurrentes en pacientes que presentan comorbilidades. 


Comunicaciones y ponencias semFYC: 2021; Comunicaciones: Casos clínicos. ISSN: 2339-9333

Autores

Martínez de la Torre, Carlos
CS de La Roda. Albacete
Del Campo Giménez, María
CS de La Roda. Albacete
Tello Nieves, Gema María
CS de La Roda. Albacete