XXXVII Congreso de la semFYC – Madrid

del 4 al 6 de mayo 2017

Comunicaciones: Casos clínicos

Sofocos, mucho más que menopausia (póster)

ÁMBITO DEL CASO

Predominantemente Atención Primaria.

Caso multidisciplinar

 

MOTIVOS DE CONSULTA

Mal control de tensión arterial en el último mes a pesar de buen cumplimiento terapéutico.

 

HISTORIA CLÍNICA

Enfoque individual

Antecedentes personales: No alergias ni hábitos tóxicos.Hipertensión arterial tratada farmacológicamente. Anemia ferropénica por gastritis crónica en tratamiento con hierro oral desde hace 6 años.

Anamnesis: Paciente mujer de 74 años preocupada por mal control de tensión arterial desde hace un mes a pesar de buen cumplimiento terapéutico. Apariciónde diarreas en los dos últimos meses sin productos patológicos que ella había “atribuido” al hierro oral. Pérdida de 3 kg en 3 meses.

Exploración física: Tensión arterial: 200/103mmHg. Durante la exploración abdominal presenta flushing transitorio en hemiabdomen superior, que refiere presentar intermitentemente con sofocos durante los últimos tres meses y al que no había dado importancia. Resto normal.

Pruebas complementarias:Analítica completa normal. Análisis orina 24h: elevación del ácido 5-hidroxiindolacético (52mg/24h). TAC abdominal: sugiere neoplasia de origen endocrinológico diseminada, con ensanchamiento patológico de íleon distal, extensión adenopática mesentérica y retroperitoneal, metástasis hepáticas y carcinomatosis peritoneal. 

 

Enfoque familiar

Viuda. Buena relación con el hijo. Vive sola en barrio socio-cultural bajo. Mantiene buenas relaciones sociales.

 

Desarrollo

Hipertensión arterial de reciente difícil control acompañado de síndrome carcinoide.

Diagnóstico diferencial de hipertensión secundaria: Enfermedades renales, apnea obstructiva del sueño, hiperaldosteronismo primario, hiper/hipotiroidismo, feocromocitoma, coartación de Aorta, estrés agudo, inducida por fármacos.

Problemas: Síndrome carcinoide sospechado durante exploración física (flushing no relevante para la paciente), el cual suele aparecer en estadios avanzados de tumores carcinoides ya que los pacientes difícilmente consultarán por sus síntomas aislados.

 

Tratamiento

Lanreótido mensual. Control de síntomas, soporte emocional y abordaje familiar por nuestra parte. 

 

Evolución

Tras la primera dosis de tratamiento se limitaron las diarreas. Flushing menos frecuente e intenso. Mantiene funcionalidad 100%.

 

CONCLUSIONES 

La Medicina de Familia ofrece una continuidad y longitudinalidad de atención a nuestros pacientes que permite replantearse etiologías delante determinados signos o síntomas. Es importante la meticulosidad, evitando interpretaciones hechas por parte del paciente. Delante un cuadro de hipertensión arterial refractaria al tratamiento siempre se tiene que descartar la hipertensión secundaria, como en nuestro caso. Los tumores carcinoides, con un proceso diagnóstico relativamente fácil, tienen que tenerse en cuenta (requieren una elevada sospecha clínica y búsqueda proactiva).

 

 


Comunicaciones y ponencias semFYC: 2020; Comunicaciones: Casos clínicos. ISSN: 2339-9333

Autores

Franquesa Novellasdemunt, Anna
EAP Vic. Vic. Barcelona
Ballarin Castany, Angels
EAP Vic. Vic. Barcelona
Mendoza Treviño, Deborah Elizabeth
EAP Vic Sud. Vic. Barcelona